Educación Emocional,… “¿Cómo controlan sus emociones ‘los niños’?”…

¡Hola!…¡Buenos Días!…¿Qué tal?. Hoy día martes 09 de Julio, quiero reflexionar con ustedes acerca de cómo controlan sus emociones ‘los niños’ cuando ejercitan la habilidad de empatía de la inteligencia emocional, que facilita y favorece que cada niño de un modo sano y saludable elija y decida explicar a los niños, los adultos y las mascotas de sus entornos qué experimenta, cómo se siente, qué piensa y cómo acciona ante un hecho o un acontecimiento ‘significativos’ de sus historias personales.

En los niños, el proceso de controlar sus emociones ‘cotidianas’, como experiencia de gestionar sensaciones y sentimientos, asociados y vinculados, con uno o más estados emocionales, incluidas las reacciones corporales, las expresiones no verbales y las valoraciones verbales, se produce por el ejercicio de la empatía, que como una habilidad práctica de la inteligencia emocional, se manifiesta en la capacidad de cada niño de situarse en el lugar y el momento ‘presentes’ de ‘otra persona’.

En ese sentido, ‘la empatía’ como un identificar las emociones de ‘otra persona’, sabiendo conocer sus experiencias y sus sentimientos sin que hable, y comprender sus comportamientos y sus actitudes sin que explique, dirige y orienta, el interés y la atención sanos y saludables de cada niño hacia las respuestas de su organismo, con la intención de manejar, elegir y estimular sus emociones, gestionar sus sensaciones y sentimientos, y aprender a ‘ser empáticos’ con niños, adultos y mascotas.

Es así como, el interés y la atención sanos y saludables de un niño hacia las respuestas de su organismo, con el propósito de manejar, elegir y estimular sus emociones, y gestionar sus sensaciones y sentimientos, requieren de la habilidad práctica de ‘la empatía’, a la vez que, generan el aprendizaje y desarrollo de ‘la empatía’ en el vínculo con los niños, los adultos y las mascotas de sus familias y escuelas, como la capacidad de situarse en el lugar y el momento ‘presentes’ de ‘otra persona’.

Ahora, a propósito de la reflexión “¿Cómo controlan sus emociones ‘los niños’?”, comprendo que el aprendizaje y desarrollo de los lenguajes no verbales y verbales, representados con palabras, oraciones, e, incluso, dibujos, posibilitan que cada niño ejercite su empatía, a la vez que, gestionando sensaciones y sentimientos, en sus interacciones y comunicaciones ‘cotidianas’ con niños, adultos y mascotas de sus familias y escuelas, aprenda y desarrolle comportamientos y actitudes ‘empáticas’.

Saludos,

Lili Marlene